Now Reading
“Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos” de MAnuel Fernández

“Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos” de MAnuel Fernández

Reseña de “Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos”. Historia de un asesino en serie.

“Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos” de Manuel Fernández.

Después de que la segunda vacuna me haya dejado KO y que mi cuerpo estuviera casi para el arrastre durante dos días, por aquí nos asomamos de nuevo. Aún con el cuerpo un poco flojo (como casi siempre) pero con la cabeza lúcida y brillante para traerles buenas lecturas e interesantes novelas para leer este verano.

“Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos” de Manuel Fernández es uno de esos libros que, si lo ves en una biblioteca o en cualquier librería de cualquier ciudad, te vas a parar a ojearlo. A leer su sinopsis y pasar páginas para curiosear un poco más sobre él. Aparte de hacer todo lo dicho anteriormente, que siempre viene bien, cógelo y llévatelo a casa porque te aseguro que vas a disfrutar de una muy buena lectura.

Reseña de Sergio Bencomo del libro  "Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos" de Manuel Fernández. La vidalde un asesino en serie.

Su autor, el barcelonés Manuel Fernández, ha sabido crear una historia en la que al final acabas enamorado del personaje. Y teniendo en cuenta que el protagonista es un asesino en serie, no está nada mal la cosa. Porque en realidad empatizas tanto con Ismael Carmona (el asesino en serie), que le sientes hasta aprecio. Suele pasar esto cuando se describe muy bien a un personaje y el autor nos adentra en el submundo de Ismael Carmona de una manera tan sutil y elegante que hace que todo lo que haga y piense nuestro protagonista lo veas como algo hermoso y bello. Es paradójico, pero sucede, por muy cruel que pueda sonar.

La trama

Por cierto, “Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos” no es apta para personas impresionables y sensibles. No es que sea una novela escabrosa, pero es dura. ¿Qué es lo que nos cuenta la novela? Tenemos a Ismael Carmona que no ha tenido una infancia fácil que digamos y eso le marcará. Sufre la temprana muerte de su padre, que es lo que dictará un poco el carácter de Ismael a lo largo de su vida, y sufre la llegada de un padrastro que no es ejemplo de nada ni de nadie. Todo esto unido a su carácter frío y calculador hará que cometa varias locuras.

Reseña de Sergio Bencomo del libro  "Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos" de Manuel Fernández. La vidalde un asesino en serie.

Entre ellas está su primer asesinato, que, para no hacer spoiler, no voy a decir de quien se trata y porque se la cargó. Pero ahí comienza un poco a desencadenarse y a labrarse un futuro poco convencional. A pesar de eso encontramos en Ismael a un ser inteligente, culto (se leyó más de 8.000 libros a lo largo de su vida) y sensible.

En definitiva me ha gustado mucho la novela y me gusta este escritor. Seguiré sus pasos y sus próximos proyectos sin dudarlo. Historias reales y sinceras como estas hacen falta y mucho.

Reseña de Sergio Bencomo del libro  "Leyendo a Tolstói hasta arriba de ansiolíticos" de Manuel Fernández. La vidalde un asesino en serie.

sinopsis de “Leyendo a tolstói hasta arriba de anisolíticos”

Ismael Carmona, un chiquillo de doce años a quien la fortuna repartió mala mano, repasa su historia vital desde el día en que acaeció la muerte prematura e inesperada de su progenitor, en un pueblo perdido entre montes. De físico muy desagradable, huérfano de padre y con una mamá casquivana y descuidada que le introduce a un padrastro alcohólico y despectivo en el hogar, a Ismael, pobrecito de él, se le comienza a agriar el carácter y nublar la razón debido a tanto padecimiento. Hasta el punto de que, un día malhadado, acaba asesinando a su propia madre, dando comienzo con este primer atentado a una cadena aparentemente inacabable de crímenes sangrientos y vengativos.

Su mal control de las emociones y otras circunstancias perversas le conducen, de muy niño, a ser recluido en un internado, primero, y en un hospital psiquiátrico más tarde, donde entretiene las horas aplicado a la lectura de todo tipo de novelas y ensayos, costumbre gracias a la cual acaba formándose un carácter ciertamente cultivado a la par que cruel y violento.

Años más tarde, ya adulto Ismael y poco después de comenzar a desempeñar labores como fotógrafo ambulante en una empresa insignificante de Madrid, una serie de crímenes perpetrados contra muchachas jóvenes sume en el terror a la ciudad. 

Fuente: Editorial Atlantis

Info de “Leyendo a tolstói hasta arriba de ansiolíticos”



Por cierto, cualquier comentario, recomendación, crítica que quieras hacer déjalo por aquí o escríbeme en Instagram. Si es para ponerme verde, ya me lo dices otro día.

Y si te apetece leer más de mis desvaríos, AQUÍ encontrarás mis reseñas.

View Comments (0)

Leave a Reply